965 241 070

coaca@coaca.es

Todos los  comerciales quieren comunicar de una manera adecuada y convincente las razones por la que deberíamos comprar su producto o servicio.  Un discurso comercial efectivo es una herramienta poderosa para persuadir a audiencias, ya sea para vender un producto, promocionar una idea o persuadir a inversores potenciales.

Si bien cada discurso comercial puede variar según el contexto y el público, existen algunos consejos universales que pueden ayudarte a crear un discurso convincente y de éxito.

A continuación, te presentamos cinco consejos clave para lograr un discurso comercial y que no puedes olvidar en tu relación con el cliente.

  1. Conoce a tu interlocutor y comunica a medida.

Debes conocer con quien vas a hablar y sobre qué temas tiene interés tu interlocutor. Será de vital importancia expresarnos de una manera adecuada y convincente. Si conocemos a nuestro interlocutor, podremos anticipar cómo se va a tomar lo que le queremos comunicar, y adelantar posibles soluciones.

Adáptate a la persona con la que estas tratando, usa un lenguaje sencillo, claro y adaptado a tu oyente. No todos son grandes conocedores de tu producto/servicio, ponte en el lugar de la persona con la que hablas y trata de explicar de una forma sencilla. 

  1. No leas, no memorices.

Prepárate, prepárate, prepárate. Es importante comunicar de una manera fluida y directa con tu interlocutor, leer un documento o repetir de forma continua unas frases memorizadas no causan la impresión deseada e impiden que la comunicación fluya. Debes conocer del producto o servicio que quieras comercializar, prepárate para poder hablar de él tranquilamente y sin miedos que dificulten expresarte. 

  1. Si hay un problema, se parte de la solución siendo honesto.

Debes de saber localizar los posibles problemas de tus interlocutores y darles la importancia que para ellos merece (de ahí la importancia del punto 1). Descubre cómo puede ayudar tu producto o servicio a resolver ese problema, transforma las características de tu producto por soluciones y beneficios para quien te escucha. De esta forma pasas a ser la solución a los problemas.

Se honesto, si tu producto no puede ayudar en este momento, dilo. 

  1. Crea una presentación visual impactante.

Si estas presentado un producto a tus interlocutores, usa diapositivas con imágenes y pocas palabras (menos es mas), asegúrate de que sean atractivas y efectivas. Utiliza imágenes de alta calidad, gráficos claros y texto legible. Evita el exceso de texto en las diapositivas, utiliza viñetas o puntos clave para resaltar la información más importante. La presentación visual debe complementar tu discurso y no distraer a la audiencia. 

  1. Tu comunicación no verbal es importante.

La comunicación no verbal es esencial en las ventas porque ayuda a establecer conexiones significativas con los clientes, transmite confianza y credibilidad, facilita la comprensión de las necesidades del cliente y refuerza el mensaje verbal del vendedor.

Te damos algún consejo para mejorar esta comunicación o verbal. 

-No bascules                                                                 -No te metas la/s manos en los bolsillos

-No entrelaces tus manos                                          -No camines en círculos

-No mires hacia abajo o a otros lados                     -Postura recta y sólida

-Camina de manera firme y con decisión               -Mira a todos tus interlocutores

En resumen, un discurso comercial exitoso requiere una comprensión profunda de tu audiencia, una propuesta de valor clara, una estructura efectiva, lenguaje claro y conciso, práctica, una presentación visual impactante y la capacidad de manejar preguntas y objeciones. Al seguir estos consejos, puedes aumentar tus posibilidades de persuadir a tu audiencia y lograr tus objetivos comerciales. Recuerda que la práctica y la mejora continua son clave para perfeccionar tus habilidades de presentación y discurso comercial.

Fuente: Curso realizado en el Colegio de Agentes Comerciales de Alicante sobre Comunicación No Verbal, impartido por D. Javier Torregrosa.